AventurasBlogBlog Single

August 18, 20161

Hoy es un día muy especial es mi cumpleaños; después de salir de la oficina me dirigiré a tomar el bus de la agencia “Sin Rumbo” con quien estaré compartiendo una expedición de 3 días “ de Nebaj a Huehuetenango”.

En la ciudad es la fiesta de nuestra patrona la Virgen de Asunción y el feriado es el 15 de agosto por lo que tendremos 3 días de descanso, lo cual aprovechare para este viaje.

De niño crecí en Huehuetenango, fueron muchas las veces que salimos de excursiones con mis amigos, a pie al inicio, luego en bicicleta por último en vehículo, conocimos así los Colchoncitos, Ocubila, Buenos Aires, Chivacabe, el Rio San Juan, Rio Blanco, Rio Zelegua, Jacaltenango, Nentón, Río lagartero y muchos lugares mas; empecé a escuchar las historias sobre los avances de la guerilla en esos lugares, las emboscadas a los militares en la sierra, la historia de mi padre de haber pasado en Dos Torres toda una madrugada en el destacamento militar en el peor año del conflicto armado; los viajes de mi abuelo en Bici moto hasta la capital para estudiar medicina; las historias de las jornadas militares de mi bisabuelo Ernesto a principio de siglo.

de nebaj a huehuetenango 1JPG

Pues bien ni que pensarlo para ir; analice la página del clima y decía lluvia de 9:00 a.m a 4:00 p.m sábado, domingo y lunes, por lo que busque bolsas plástica y empaque todo lo necesario para 3 días de marcha. Llegue a las 9:30 p.m. al lugar de reunión donde fue grato encontrar amigos Luis Chacon, Daniel Kan Y Guicho (Conocido en el rescate en el Tajumulco), abordamos el bus e iniciamos el paseo 33 personas.

Llegamos a Nebaj; Quiche donde nos dirigimos a un Hostal donde desayunamos y nos reunimos el guía local “Otto” empezando asi la expedición hasta llegar a un pequeño poblado donde nos hidratamos; continuamos la marcha y llegamos a un arroyo donde almorzamos y descansamos allí Tocallo nos regaló un pedazo del famoso queso de Chancol .

Después del almuerzo empezó a llover me fui platicando con un grupo de chicas muy agradables; empezó a caer el frió y la oscuridad, Llegamos a Chatuj donde nos prestaron un cuarto y un polleton para cocinar la preparación de la cena y la convivencia fue muy amena yo me senté con mi amigo Guicho y ayude a mover la pasta en apoyo a Lourdes quien se encargaba de la dirección de la preparación de la cena.

de nebaj a huehuetenango 2JPG

A la hora de dormir el piso estaba muy frio, una chica de nombre Marta (Salvadoreña) se quedó cerca de la puerta y cada vez que alguien entraba o salía le pedía favor de abrir o cerrar puerta motivo de bromas, en la mañana fuimos a tomar fotos; la belleza de lugar era inigualable.

La caminata fue muy bella, habían cipreses enanos y gigantes, en un par de ocasiones en las que vimos rebaños de ovejas cuidados por niños que corrían para alejarse de nuestro paso y proteger sus ovejas; al seguir la caminata, la niebla empezó a disminuir la visibilidad, llegamos a una pendiente llena de lodo muy inclinada; el lodo era pegajoso, la mayoría de mis compañeros sin costumbre a este tipo de caminos cayeron en más de una ocasión.

Después de reírnos un rato de tanta caída; seguimos hacia un río, cuando llegamos al mismo todos enlodados y mojados disidimos darnos un chapuzon el agua estaba muy fría, allí reagrupamos y continuamos.

de nebaj a huehuetenango 3JPG

Al llegar al bus este trato de salir y se atascó, todos estuvimos tratando de que este saliera del atascadero, finalmente se puso una cuerda frente al bus y todos los barones jalamos hasta sacarlo. Llegamos a un restaurante en la comunidad Los Pinos, Paquix, donde cenamos, el piso estaba reluciente de limpio y nosotros rebosantes de lodo.

Fuimos a dormir a un lugar con camas y colchas; al siguiente día nos levantaron temprano para ir a desayunar y continuar a la cumbre de “Dos Torres”, ascendimos rápido y alcanzamos cumbre; la niebla callo y descendimos, directo al comedor “amparito” allí almorzamos carnero al terminar regresamos a la capital.

Este cumpleaños fue especial, el viaje de expedición de la agencia “Sin Rumbo” fue un regalo muy especial, estuvo lleno de bosques, naturaleza, flora , fauna, buen y mal clima, lluvia, sol, de recuerdos y encuentros con mi niñez y raíces. Gracias a Tocallo, Otto, Daniel, Lourdez, Walter, mis compañeros de viaje por tan maravilloso regalo.

de nebaj a huehuetenango 4JPG

* Gracias a Jorge Ernesto calderón Abullarde por permitirnos compartir su experiencia con nuestros lectores.

sin_rumbo

Un comentario

  • Cindy Sandoval

    August 18, 2016 en 4:34 pm

    Sé que es una experiencia invaluable e inolvidable. He hecho varias caminatas y lamentablemente, ésta me la perdí.

    Por favor, repítanla. ¡Definitivamente, quiero hacerla!

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Nuestro boletín

Suscríbase a nuestro boletín y reciba ofertas exclusivas de primer minuto directamente en su bandeja de entrada.

    Nuestro boletín

    Suscríbase a nuestro boletín y reciba ofertas exclusivas de primer minuto directamente en su bandeja de entrada.

      https://sinrumbo.gt/wp-content/uploads/2020/11/gota.png

      Visitas nuestras Redes Sociales

      Visita nuestras redes